Skip Navigation

Spiritual Gifts

Todos los hijos de Dios son llenos del poder del Espíritu Santo, especialmentecon los dones para desempeñar un papel único y valioso en el cuerpo de Cristo. Nadie está sin un don o propósito.

Los dones espirituales no son nuestros talentos o habilidades. Son la gracia de Dios obrando en nosotros, empoderándonos para que coincida con nuestras pasiones profundas con la necesidad profunda  del mundo. Los dones son dados a los individuos, pero se les da para construir y fortalecer a la comunidad y para satisfacer a las  necesidades de los que nos rodean.

Empieza la jornada. Descubre tus dones. Habla de tus dones con otros. Esfuérzence juntos para entender sus dones y cómo  utilizarlos para servir a Dios, a su vecino y al mundo. Has sido dotado. Tienes un propósito.