Skip Navigation

Dones espirituales en acción

Por Jeanet Berruecos Xicohténcatl

 

A pesar de los desafíos que existen dentro de la Iglesia Metodista Unida para alcanzar a la población hispana de nuestro país, todavía podemos realizar la voluntad de Dios, su gracia prevalece. La iglesia está creciendo, no solamente en número sino en diversidad y dones.

Los líderes de la Conferencia Alabama Norte fortalecen la misión hispana enfatizando la educación, la formación y el establecimiento deliberado de líderes que implementen y sirvan en una denominación inclusiva.

El Rdo. Dr. Saúl Espino, de la Junta General de Educación Superior y Ministerio (GBHEM), gestionó una beca que fue una bendición para la congregación hispana “Iglesia de la Comunidad”, en Huntsville, Alabama, y para los miembros de la misión “El Puente”, de la Primera IMU de Albertville. La beca permitió que se ofreciese el Modulo II de los estudios de capacitación para el ministerio efectivo con el pueblo hispano-latino. El tema “Política, Estructura y Misión de la Iglesia Metodista Unida”, impartido por el Rdo. David Martínez de la conferencia de Texas.

Este taller fue de especial interés para los congregantes de “Iglesia de la Comunidad”, ya que la mayor parte de la congregación tiene fundamentos cristianos no denominacionales.

Al estudiar los temas de la doctrina, estructura, historia y disciplina de la Iglesia Metodista Unida y sus fundamentos bíblicos, todos se sintieron identificados con los temas estudiados y quedaron con el deseo de tomar los siguientes módulos, a fin de prepararse más y formar parte de la misión de Iglesia Metodista Unida: “Hacer discípulos de Jesucristo para la transformación del mundo”.

Este curso no se hubiera logrado exitosamente, si no fuera por los recursos de la estructura de nuestra iglesia, empezando por el Plan Nacional a través de la Junta de Educación Superior, los líderes distritales, el pastor Macedonio Roblero, quien dirige estas dos misiones hispanas, los miembros de la congregación y los voluntarios de otra la IMU Trinity  y la Iglesia Luterana Grace, que apoyan constantemente en el desarrollo de diferentes programas y el cuidado de niños, ya que los niños forman casi la mitad de esta congregación. Todos participan de una manera u otra, lo que permitió llevar a cabo el taller.

Este taller demostró claramente cómo todos participan en la labor de la iglesia. Cada uno tiene diferentes dones para hacer funcionar al cuerpo de Cristo. “Ahora bien, hay diversidad de dones pero el espíritu es el mismo” (I Corintios 12:4). El poder del Espíritu se mueve en la iglesia, a pesar de que la población hispana de Alabama vive en incertidumbre. A pesar de la persecución y discriminación contra la comunidad inmigrante, las congregaciones buscan aún más el refugio del cuerpo de Cristo que es la iglesia, con la fe y la confianza en la justicia divina.

El llamado que tenemos de hacer discípulos de Cristo para la transformación del mundo prevalece en cada uno de los niveles de la estructura metodista unida y en las congregaciones. Todos los que formamos parte de este cuerpo hacemos la diferencia. No importa nuestra estatura, color de piel, nivel de educación, o estado inmigratorio, todos formamos parte del cuerpo de Cristo, con diferentes características y talentos de acuerdo a la gracia que Dios ha puesto en nosotros.

Actualmente, el Distrito Noreste de la conferencia sólo tiene una iglesia misión hispana. Con humilde pero audaz valentía tomamos el desafío de alcanzar a los latinos para Cristo. Aun siendo pequeña como “una semilla de mostaza”, con la ayuda de Dios esta misión se convertirá en árbol de tronco fuerte que podrá alzar con sus ramas hasta el cielo con innumerables hojas, ramas y flores. “Porque así como el cuerpo es uno, y tiene muchos miembros, pero todos los miembros son del cuerpo, siendo muchos, son un solo cuerpo, así también Cristo.”(1 Corintios 12:12).

 

--Jeanet Berruecos Xicohténcatl
Directora de Ministerios Étnicos del Distrito Noreste, Conferencia Alabama Norte. jberruecos@northalabamaumc.org


el Intérprete, noviembre-diciembre, 2011