Skip Navigation

Arando la tierra con nueva esperanza

 

Por el Rdo. Jorge Rodríguez


Nueva Esperanza es una congregación hispana de la Conferencia Anual de Michigan Oeste con más de 27 años. Tiene más de 100 miembros y una asistencia dominical promedio de unas 80 personas. Durante la semana, todas las tardes participa un total de 70 personas en diferentes actividades de servicio. Ofrecemos: Zumba, ESL, Escuela para padres, Clases de guitarra, Comprensión de lectura, grupos de apoyo a familias inmigrantes. Más de 250 personas se han beneficiado directamente de los programas que se desarrollan en Nueva Esperanza.


Clases de guitarra

Zumba
La zumba es una rutina de baile para perder peso, divertirse, conocer gente y combatir el stress. Este programa empezó de manera informal, básicamente como iniciativa de un grupo de hermanos/as que querían hacer algo diferente. Ya tenemos más de un año haciendo Zumba. El programa tiene 80 personas registradas, pero unas 55 se reúnen por una hora de lunes a viernes para perder peso bailando. Los resultados han sido extraordinarios. Hay participantes que han perdido 30, 40 y hasta 50 libras de peso. Además, en coordinación con organizaciones locales, hemos desarrollado jornadas de capacitación sobre "Cómo alimentarse bien".

Hemos crecido en responsabilidad, hemos madurado, el vecindario nos conoce y están abriéndonos sus puertas.

Clases de inglés
Las clases de inglés como segunda lengua (ESL) es un importante programa que nos ha logrado dos cosas. Primero, en los últimos dos años, hemos enseñado inglés a 37 personas, en dos niveles. Segundo, hemos fortalecido las relaciones con otras iglesias y organizaciones locales que nos han facilitado maestros voluntarios. Es importante resaltar que miembros de la congregación también se han involucrado como maestros voluntarios.

Escuela para padres
Una vez a la semana, los papás y las mamás del vecindario nos reunimos por 3 horas para recibir entrenamiento sobre cómo ser mejores padres. Hablamos sobre métodos de disciplina positiva, sobre cómo mejorar la comunicación con los hijos. Aprendemos sobre la comunidad y estamos interesados en saber qué hacer para prevenir que nuestros muchachos se unan a las pandillas y sean atrapados por la drogadicción. En esta iniciativa participan 14 personas.

Otros programas de servicio
Durante las vacaciones, los jóvenes de la comunidad y la iglesia se reúnen cinco veces a la semana para tomar clases de guitarra y de lectura. Algunos de estos jóvenes se han ido involucrando poco a poco en los servicios dominicales de la iglesia. También han mejorado en la lectura y se ha fortalecido el compañerismo entre ellos.

Desde el año pasado, Nueva Esperanza ha abierto su oficina de servicios a la comunidad, con el fin de ayudar con la traducción de documentos, llenado de formularios, interpretación y acompañamiento en asuntos migratorios. Con el apoyo de dos miembros de la Iglesia ?una psicóloga y una trabajadora social? se ha abierto un grupo de ayuda mutua para familias separadas por las leyes migratorias. Este espacio está abierto cada tercer sábado del mes.

Lo logrado hasta hoy en Nueva Esperanza se debe primero a una actitud muy positiva del liderazgo laico. Tenemos una iglesia que se está involucrando en el servicio a la comunidad, dando clases, repartiendo información, orando, arreglando salones, manteniendo la comunicación, etc.

Estamos arando esta tierra con esperanza y empezamos a ver los frutos del trabajo, hemos crecido en responsabilidad, hemos madurado, el vecindario nos conoce y están abriéndonos sus puertas. Estamos en el momento de cosechar lo sembrado, tenemos nuevas familias que han empezado a visitarnos y organizaciones de la comunidad que quieren trabajar con nosotros.



--El Rdo. Jorge Rodríguez es misionero del Plan Nacional y pastor de la IMU La Nueva Esperanza en Grand Rapids, Michigan
jokece@yahoo.com.mx


el Intérprete, julio-agosto, 2011